Advertisement


sábado, 29 de agosto de 2015

El RE ERE de Freiremar, de nuevo un ERE para 302 trabajadores.



La compañía pesquera Freiremar despidió en noviembre de 2013 a 302 trabajadores sin finiquito, indemnización y con nóminas atrasadas y no contentos con esta tropelía  han vuelto a presentar un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de extinción contra los mismos empleados.
El 11 de agosto recibieron  notificación de la empresa de que  volvían a estar de alta como empleados, aunque sin necesidad de presentarse en su puesto de trabajo. Siendo solo una argucia legal  para rebajar de 45 a 20 los días de indemnización por despido ya que el ERE inicial fue declarado nulo por la Audiencia Nacional. 

Ahora el Juzgado Mercantil nº 2 de Las Palmas de Gran Canaria el 13 de agosto, ha admitido a trámite la petición de extinción colectiva presentada por las empresas del Grupo Freiremar,  solo 2 días después de que lza empresa readmitiese a los trabajadores despedidos.
La readmisión, con efectos desde el 15 de octubre de 2014 (cuando la Audiencia Nacional declaró nulo el ERE), provocó que los trabajadores que estaban percibiendo un subsidio de desempleo perdiesen su derecho a ingresarlo. Los que encontraron empleo desde el momento en que fueron despedidos tendrán que presentar un complemento en sus declaraciones a Hacienda conforme que en el  2014 tuvieron a la compañía Freiremar como pagador.

Ahora se tiene quince días para constituir la comisión negociadora para volver a abordar las condiciones del ERE. Como Freiremar está en concurso de acreedores, el despido colectivo podrá ejecutarlo con la mínima indemnización prevista por ley: 20 días con un máximo de doce mensualidades.

Esta es la justicia que jode más que ayuda al trabajador y solo sirve para liquidar empresas con el mínimo coste, si señor.

1 comentario:

  1. Y mientras tanto, los sinvergüenzas Manuel Freire Veiga, Juan Manuel Freire Rodriguez, Santiago Freire Rodriguez, Daniel Freire Rodriguez,

    llevándose los millones a Panamá-paraíso-fiscal, facturando millones en facturas falsas,

    falsificando inventarios de almacén, sobornando a funcionarios públicos,

    cometiendo mil y una tropelías en Angola, y tan frescos...

    ResponderEliminar