Advertisement


martes, 11 de septiembre de 2012

Formica presenta un ERE para despedir a 170 empleados.

La dirección de Formica Group en Europa confirmó ayer los temores que desde finales de juni se cernían sobre la planta que la compañía posee en Galdakao, con la presentación ante las autoridades laborales de un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de extinción de contratos que afecta a 170 de sus 205 trabajadores. En la práctica, esta medida supone el cese de actividad en la fábrica vizcaína, donde solo se mantendrán algunas funciones administrativas, dedicada desde hace casi siete décadas a la producción del laminado decorativo tan utilizado en el mobiliario de cocina que lleva su nombre.
Aunque en la documentación presentada por la empresa se recoge la posibilidad de recolocar a algunos empleados en otras plantas del grupo, los representantes de los trabajadores, que revelaron que según esa misma documentación los despidos se producirán entre los meses de octubre y noviembre, no confían en esta opción.
La multinacional neozelandesa Fletcher Building, propietaria de la empresa, ha decidido concentrar su producción en España en la otra factoría que tiene en la localidad valenciana de Albal, dada su «necesidad forzosa» de adaptar su capacidad a la demanda del mercado y alegando su «mayor eficiencia y menores costes», así como que «emplea un mayor número de trabajadores».
Según explicó la compañía en un comunicado, la «difícil» medida adoptada viene motivada por un «exceso» de su capacidad productiva en España, donde cuenta con dos de las cuatro plantas especializadas en la producción de laminado de alta presión que el grupo posee en Europa. Entre ambas, representan el 40% del total de la capacidad productiva en el continente aunque, sin embargo, España supone solo el 14% de la demanda total europea. El cierre de una de las dos «permitirá una reducción de costes y seguir manteniendo una presencia importante en el mercado», estima la empresa. 

Vía.Elcorreo.com
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario