viernes, 18 de septiembre de 2020

La historia se repite en AB Selecta. 350 despidos.

Ya hace meses publicábamos que la empresa de Vending AB Selecta había presentado un ERE para 300 de sus empleados después de la adquisición de otra empresa: Pelica Rouge. Este ERE se justificó en que era necesario para la viabilidad futura de la empresa.


Pues bien, AB Selecta ha iniciado un nuevo ERE que afectará a otros 350 empleados en toda España. Ahora la empresa alega como motivo el descenso de ventas provocado por el cierre de empresas por el COVID y el veto sanitario a las máquinas de vending.



Parece detras de estas excusas se esconde una pésimo gestión de la dirección, confirmada por algunos de vuestros comentarios en la publicación sobre AB Selecta que hicimos hace tiempo.

Los sindicatos también comparten esta opinión, como denuncia el delegado de CCOO en AB Selecta con estas palabras:


"Es cierto que hubo una caída en las ventas como consecuencia del estado de alarma, pero ha habido una mala gestión por parte de los directivos"


Pues veremos que sucede después de este ERE, ¿Será viable la compañía con la actual directiva o tendrá que dar un golpe de timón el propietario de la empresa el fondo de capital riesgo KKR?

viernes, 6 de marzo de 2020

Primavera agitada para los empleados de Oracle

180 empleados son los que sufrirán, si la negociación no lo remedia, un ERE en las oficinas que la multinacional estadounidense dedicada al software Oracle, tiene en Málaga.

Estas oficinas son utilizadas principalmente para la venta de hardware y software de la compañía. Estas ventas serían de tipo telefónico o por Internet.
La plantilla de Oracle en Málaga es de unos 700 empleados y está compuesta fundamentalmente por comerciales. Muchos de ellos son extranejeros que aceptaron cambiar de domicilio atraidos por el clima y la idiosincrasia malagueña.

El ERE se suma al que el año pasado (si, ya sabemos cual es el truco que usan las empresas para aplicar sus EREs) en las mismas oficinas y que afectó  20 empleados.



En principio, este ERE afectaría a los empleados de la divisón Oracle Cloud, especializada en operaciones en la nube.
Curioso, por varios motivos. El año pasado la empresa informó que el crecimiento se había visto impulsado por las aplicaciones en la nube y el motivo por el cual los sindicatos achacan este ERE y es que según ellos: "Hay expectativas de movimientos a corto plazo".

Resulta que Oracle va a abandonar las oficinas que lleva ocupando en la madrileña localidad de Las Rozas más de 15 años y se muda a un edificio en el centro de Madrid. Ese edificio no tiene capacidad para albergar a todos los empleados actuales de Oracle, por lo que se espera que haya nuevos despidos.

¿Despidos por un cambio de oficina? ¿Una tecnológica que no van a permitir el teletrabajo?
Pues no, parece que detras hay un plan de reestructuración a nivel Europeo.

Oracle dispone de siete centros de trabajo en España ubicados en Madrid, Málaga, Barcelona, Sevilla, Valencia, Bilbao y La Coruña.

Ya en años anteriores hablamos de los EREs de Oracle. Podéis leerlos en este enlace.

miércoles, 22 de enero de 2020

ERE para la inmobiliaria Haya.

No corren buenos tiempos para el sector inmobiliario español. Al temor a una desaceleración mayor en el sector, se unen actividades de compra venta de empresas.

Una de las empresas afectadas por estas operaciones, Haya Real Estate, ha anunciado un ERE que podría afectar a más de 1000 empleados, de los aproximadamente 1200 que tiene, tras producirse un cambio en el contrato que la empresa tenía con el SAREB.

Este contrato cancela el pago por parte del SAREB a Haya, de una cuota fija de 100 millones por sus actividades.
Ahora, Haya tendrá menos inmuebles disponibles para comercializar y además, no se encargará de la gestión judicial ni del mantenimiento de los activos del SAREB.
Lo que se ha firmado es la gestión de 8400 millones de euros en préstamos y activos “Real State Owned” o Activos adjudicados que aún a pesar de ser menos, representa un gran pellizco sí se sabe gestionar.



La empresa propietaria de Haya, el fondo buitre Cerberus lleva un tiempo intentando vender la compañía. Actualmente una empresa del grupo Softbank, podría ser la compradora. Siempre y cuando pague los 700 millones de euros en los que está tasada la inmobiliaria.

Pese a saberse esto, Cerberus aún proclama que tras las modificaciones del contrato con el SAREB: “se requieren de una nueva estructura para seguir dando un servicio de alta calidad a los clientes y poder aprovechar las oportunidades que ofrece el nuevo contexto de mercado”.

Haya Real Estate gestiona una cartera que ronda los 45.300 millones de euros en activos. A pesar de esto, la compañía declaró pérdidas por valor de 20,2 millones de euros en los nueve primeros meses de 2019, siete veces más que en el mismo periodo de 2018, en el que registró unas pérdidas de 3 millones.